FACHADAS VEGETALES, UNA OPCIÓN CADA VEZ MÁS SOLICITADA

fachada vegetal

Las fachadas verdes se han convertido en un recurso arquitectónico cada vez más utilizado en el diseño sostenible de distintos edificios urbanos, porque visualmente son muy atractivas, además de aislar la construcción del frío y el calor.

Durante siglos, ciertas plantas trepadoras, como la glicina y las enredaderas, se han empleado para adornar las fachadas de los edificios. En Alemania, quizá una de las zonas en las que las fachadas verdes tienen más presencia, los jardines verticales han empezado a ganar protagonismo en las ciudades más grandes, porque contribuyen, entre otras cosas, al descenso de la temperatura de la ciudad. Además, mejoran la calidad del aire en las cercanías de las áreas verdes y generan un efecto refrescante. El verde vertical tiene la ventaja de que incluso cuando los edificios están muy juntos y hay pocas oportunidades para ganar opciones horizontales, siempre existe la posibilidad de pensar en vertical.

Una de las grandes ventajas de las fachadas vegetales es que ocupan poco espacio urbano, al mismo tiempo que proporcionan muchos metros verticales de espacio verde. De hecho, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), las ciudades deberían tener por lo menos entre 10 y 15 metros cuadrados de áreas verdes por habitante.

Bioconstrucción y fachadas vegetales

La bioconstrucción tiene el objetivo de construir viviendas de forma saludable y sostenible utilizando materiales que, principalmente, respeten a quienes viven en dicha construcción, pero también al medio ambiente.

En líneas generales y dentro de la bioconstrucción, se consideran fachadas vegetales las que se encuentran cubiertas por plantas trepadoras mediante mecanismos de sujeción que no requieren ningún apoyo adicional.

Ventajas de una fachada vegetal

  1. Ahorro de espacio en la ciudad.
  2. Mejora la calidad del aire del edificio.
  3. Mejor calidad de vida para las personas que viven en el edificio.
  4. Adquisición de un gran aislamiento térmico y acústico.
  5. Absorción de la radiación solar.
  6. Aumento de la belleza del edificio y de la ciudad.
  7. Protección de la fachada de lluvias o radiación ultravioleta.

Opciones de construcciones vegetales

Las fachadas vegetales se pueden sustentar sobre distintos soportes:

Plantas auto trepadoras. Estas plantas trepan usando distintos sistemas de sujeción como cables trenzados o enrejados modulares.

Plantas trepadoras. Esta vegetación necesita una construcción colocada frente a la pared, a lo largo de la cual, pueda crecer y trepar.

Plantas colgantes. Esta opción de fachada vegetal crece en macetas colgadas en el techo o el balcón (estas plantas requieren más cuidados: abono, agua y protección contra el frío más severo).

Jardines de fachada verde. Estos jardines crecen hacia arriba desde macetas fijadas en la fachada o desde un sustrato adherido a la misma. Esta opción es generalmente costosa y frágil porque necesitan un mantenimiento intensivo, incluido el riego de forma regular y la fertilización. Esta solución debería aplicarse solo en el caso en que las plantas no puedan colocarse directamente en la tierra de la base de una fachada.

Propuesta de NEXT

En NEXT disponemos de un equipo formado por arquitectos e ingenieros que analizan cada proyecto en particular y, en función de toda la información recabada, ofrecen la mejor opción desde una perspectiva de diseño, pero también coste-efectividad.

¿Cuál es nuestro protocolo de trabajo?

  • Analizamos las características de cada proyecto en particular.
  • Definimos la solución técnica más adecuada para el diseño del sistema de fachada vertical prevista. Teniendo en cuenta:
      • El sistema de riego
      • El sistema de control y automatización
      • La iluminación disponible
  • Seleccionamos las especies.

En definitiva, el diseño de una fachada vegetal requiere de la colaboración de equipos multidisciplinares y de conocimientos muy especializados en jardinería, botánica, construcción, entre otros.

Por ello, es importante dejarse asesorar por un equipo de expertos que lleven a cabo la mejor propuesta de jardín vertical para que, finalmente, se convierta en un proyecto de éxito.

Si necesitas ampliar la información sobre el diseño y construcción de una fachada verde, en NEXT te asesoramos y te acompañamos durante todo el proceso.

TENDENCIAS EN INTERIORISMO PREVISTAS PARA EL 2022

Durante los últimos meses hemos pasado más tiempo en casa, conviviendo con la familia, teletrabajando y cocinando al mismo tiempo. Este cambio de paradigma también ha afectado al diseño de las viviendas. Los espacios polivalentes han ganado protagonismo frente a los delimitados y se han adaptado a las necesidades de toda la familia. Esta transformación va unida al hecho que, ahora, las personas piden hogares más abiertos, ventilados y luminosos.

Espacios multifuncionales

Los espacios abiertos y multifuncionales son tendencia. El reto está en conseguir que un mismo espacio tenga diferentes roles en función del momento del día o de la necesidad familiar. De este modo, un comedor puede transformarse en un espacio de trabajo durante el día, en gimnasio durante el mediodía o en un centro de juegos infantil durante la tarde y, todo ello, sin cambiar de habitación.

Sostenibilidad

Las casas del futuro serán mucho más sostenibles y ecológicas. Hace tiempo que la preocupación por el medioambiente ha llegado también en la arquitectura. La construcción de casas pasivas está teniendo mucho más protagonismo. El resultado son edificaciones con un consumo energético muy bajo o casi nulo.

La sostenibilidad también se refleja en el momento de escoger los materiales. Por ejemplo, la madera resulta ser un elemento perfecto, porque es biodegradable, renovable y reciclable. Muchas de las casas pasivas que se proyectan utilizan el CLT como base estructural. Se trata de un material que consiste en paneles de madera maciza compuestos de 3 a 7 capas. Estos se colocan de forma cruzada y pegados uno encima del otro, de manera que se convierte en un material resistente, estable y rígido.  Puedes ampliar esta información leyendo nuestro artículo: El CLT, una alternativa para lograr el compromiso sostenible de la arquitectura.

Materiales naturales

Otra de las grandes tendencias previstas en interiorismo para este año es la utilización de materiales naturales que ofrecen a las viviendas mayor sensación de calidez.

La madera es uno de los materiales naturales más comunes para decorar el hogar, al ser un material noble y cálido siempre es bienvenido en cualquier sitio. En función de su tono y de la textura, esta puede aportar un toque elegante, un aire rústico o una apariencia vintage al hogar.

Otro de los materiales naturales en tendencia es el bambú. Según la filosofía del Feng Shui, el bambú es un símbolo de fortuna en casa, porque ayuda a atraer la energía chi al hogar. Además, es un elemento decorativo muy sostenible que genera un ambiente fresco en cada uno de los espacios donde se encuentra.

Las fibras naturales como el mimbre y el yute también son elementos que aportan calidez en cualquier sitio de la casa.

Plantas

Numerosos estudios han puesto de relevancia la necesidad de incorporar la naturaleza en los espacios urbanos e interiores. La arquitectura biofílica, cada vez más en auge por la búsqueda de la sostenibilidad, pretende acercar la naturaleza al entorno urbano. Por ello, a través de la incorporación de determinados elementos como agua, vegetación, luz natural o madera, podemos mejorar los espacios construidos para disponer de viviendas que mejoran el bienestar de las personas.

Si profundizamos un poco más en este tipo de arquitectura veremos que su objetivo va más allá de colocar algunas plantas en casa. La recomendación es incorporar aspectos naturales en la propia vivienda en forma de jardines verticales o techos florales. De hecho, crear un entorno armonioso gracias a la integración de elementos naturales y orgánicos es clave para vivir mejor.

El regreso de lo vintage

Otro de los propósitos previstos para este 2022 es el de proteger el planeta medioambientalmente. Por esto, se fomenta la creación de piezas o elementos a partir de otros de reciclados. La tendencia de restaurar muebles antiguos con estilo propio y que aporten carácter a la vivienda llega con fuerza. De hecho, podríamos decir que el vintage está regresando.

En Next Arquitectura nos adaptamos a los gustos y personalidad de todos nuestros clientes, asesorándolos según las tendencias del momento, pero sin perder nunca de vista sus preocupaciones y la funcionalidad que se busca en cada espacio. El cuidado de los detalles, como siempre, es la clave para obtener un acabado satisfactorio.